El proceso de certificación es realizado por entidades certificadoras autorizadas por Aquafides.

Estas empresas certificadoras evalúan la gestión agraria y uso del agua y la cadena de custodia de acuerdo a los estándares de Aquafides. Sólo las entidades certificadoras acreditadas están autorizadas a emitir los certificados Aquafides.

Los 5 pasos de la certificación:

  1. Póngase en contacto  con una o varias entidades de certificación homologadas por Aquafides. Para la elaboración de un primer presupuesto acerca del coste y los plazos, la entidad de certificación requerirá de información básica acerca de los procesos llevados a cabo dentro del cultivo. La misma entidad certificadora le proporcionará la información necesaria sobre los requisitos para obtener la certificación Aquafides.
  2. Usted decide con qué entidad de certificacíon le gustaría llevar  a cabo el proceso y firmar un contrato.
  3. Una auditoria de certificación tiene lugar para evaluar si su empresa cumple los requisitos para la obtención de la certificación.
  4. La información recogida en la auditoría conforma la base para el informe de auditoría en base al cual la entidad certificadora toma la decisión correspondiente.
  5. Si la decisión de certificación es positiva, usted recibe un certificado Aquafides. Si, en caso contrario, la auditoría revela que su operación no cumple completamente los requisitos, entonces usted puede someterse a otras auditorías una vez que haya incluido los cambios sugeridos en el informe de certificación.

 

Los certificados Aquafides tienen una vigencia de 5 años. La entidad de certificación acreditada por Aquafides llevará a cabo auditorías anuales de inspección para verificar el constante cumplimiento de los requisitos de certificación de Aquafides.

Estos pasos son los mismos con independencia de que usted esté interesado en la certificación de la gestión forestal o en la certificación de la cadena de custodia.